Cortesía

Desde la madrugada de este viernes 26 de noviembre, el municipio de Zambrano terminó afectado por las fuerte lluvias.

Alrededor de siete barrios terminaron inundados, entre ellos Caldas Arriba, Caldas Centro, Caldas Bajo, Nueva Esperanza, San José, Nuevo Horizonte, La Esperanza y parte del barrio de El Amparo.

Zambrano es un municipio que se encuentra rodeado de agua tanto del río magdalena y de la Ciénega; debido a las fuertes lluvias no hubo forma de aguantar el flujo del agua, dejando así alrededor de 800 familias afectadas y diferentes barrios inundados.

A pesar del torrencial aguacero no se presentó desbordamiento del río magdalena, lo que hubiese ocasionado un desastre y la inundación del 80% del municipio.

Frente a los barrios afectados, la alcaldía municipal atendió de manera inmediata junto a la gestora social Julieth Villegas, el secretario del interior Lizardo Torres y el equipo de trabajo, los requerimientos de la comunidad, iniciando con el barrio Caldas, siendo uno de los más afectados.

La alcaldía además dio a conocer que hace seis meses han venidos solicitando el apoyo de la oficina departamental de Gestión de Riesgo con equipos como tractobombas para estar preparados frente a este tipo de emergencias, pero no se había logrado. Debido a la emergencia presentada en la madrugada de este viernes lograron obtener el apoyo con una que se encuentra localizada en el municipio de Magangué.

Además, han contado con el apoyo del cuerpo de bomberos de El Carmen de Bolívar quienes han facilitado una bomba para evacuar las aguas que afectan los diferentes barrios inundados.