Luciana Rangel Avendaño, es una niña bogotana de corazón barranquillero que con tan solo 11 años, representó a la capital el Atlántico en el exitoso reality de Caracol Televisión ‘La Voz Kids’.

En esta nueva temporada, el programa buscó talentos de todo el territorio nacional y luego de recibir a más de 11.000 niños postulados, Luciana  fue escogida entre los 120 y en su primera presentación aunque no pasó a la siguiente etapa, conquistó a Colombia y a los jurados con su talento.

Kany García, Andrés Cepeda y Nacho, quedaron impactados por la canción que interpretó: Gloria de G. Bigazzi, T. Veitch y U. Tozzi, la cual es de gran exigencia vocal y manifestaron que la defendió de manera profesional.

Luciana está lista para brillar en los escenarios de Barranquilla y dejó un poderoso mensaje al recordar que su mejor amiga  fue víctima de Bullying en su escuela y desde allí, supo que trabajaría por los menos favorecidos.

Más de Luciana

Es una ‘pequeña gigante’ nacida el 16 de mayo de 2011  que ha demostrado que para ser guerrero no hay restricción de edad. Por eso, se aventuró con el apoyo incondicional de sus padres en el mundo de la música desde muy pequeña recibiendo clases de técnica vocal y desde los 4 años tuvo presentaciones en público.

Es multifacética: canta, baila, actúa, y hace parte de Voz Infantil, un proceso que ayuda a fortalecer competencias en Comunicación Social a niños y jóvenes.

Es por eso, que ha iniciado con su carrera musical y no dará marcha atrás después de ser reconocida en medios nacionales y crear recordación.

Como si fuera poco, es emprendedora de su marca Luciana Design y sus creaciones llamadas: El Estilo D’ Lu están inspiradas en otras épocas. Como dato curioso, su proyecto tiene un sentido social ya que sus prendas son elaboradas por mujeres que han sido rechazadas por ser de la tercera edad.

Durante el programa, dejó como recordatorio un hermoso souvenirs de su propio emprendimiento al jurado.

Por último, Luciana espera el apoyo del pueblo Barranquillero para seguir cultivando, cosechando triunfos y llevar muy lejos la cultura de este país.