De acuerdo con el último informe del DANE sobre la variación mensual del IPC por dominios geográficos a mayo de 2022, el Corralito de Piedras ahora es la ciudad más costosa de Colombia, seguida de Santa Marta, Montería, Barranquilla y Sincelejo que serían el top cinco en este informe.

 

El IPC corresponde al índice de precios del consumidor (una variación en el precio de bienes y servicios representativos del consumo de los hogares del país conocido como canasta), y según el Departamento Administrativo Nacional de Estadística a mayo de 2022, Cartagena se convirtió en la ciudad más costosa con una inflación mensual del 1,34%.

 

La variación del IPC en Cartagena, se atribuye principalmente a los aumentos en la tarifa de electricidad que sumó un 0,24% y el precio del arroz que también sumó 0,14% al dato mensual de la ciudad. Santa Marta obtuvo una variación de 1,22%, Montería 1,10%, Barranquilla 1,6% y Sincelejo 1,4%.

 

Las ciudades con menos variación del IPC fueron Neiva, Popayán y Armenia, es decir, estas serían las más económicas.