Con el fin de reverdecer el barrio Ciudadela 2000, el pasado sábado 26 de noviembre, un grupo de voluntarios de Coosalud EPS sembró 70 árboles. Esta iniciativa se realizó de la mano del programa “COOntigo por el planeta”, el cual está enmarcado en el plan integral de gestión ambiental de la compañía y es apalancado por la Fundación COOntigo, brazo social de la EPS.

Durante la jornada, que contó con el apoyo del EPA, Veolia y la Junta de Acción Comunal del barrio, se logró plantar árboles maderables y frutales, con el objetivo de recuperar este punto crítico de la ciudad y crear más bosques urbanos.

Alicia Jiménez Escobar, coordinadora nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo de Coosalud EPS, aseguró que, “uno de los valores corporativos de la EPS es el compromiso social y ambiental, y con este proyecto queremos lograr una cultura que nos permita, como sociedad, dar ejemplo a los demás en el cuidado del medioambiente y crear consciencia de todos los cambios climáticos que están ocurriendo, no solamente en Colombia y en la ciudad, sino en todo el mundo”.

Por su parte, Alicia Ramos Navarro, directora de la Fundación COOntigo, indicó que esta actividad tiene también como finalidad mejorar las oportunidades para el encuentro social y promover la participación ciudadana y cohesión entre los vecinos.

Ahora, la comunidad se encargará del mantenimiento del espacio donde se sembraron los árboles adecuando y embelleciendo el lugar. Por eso, tienen previsto instalar llantas coloreadas por ellos mismos. De igual manera, se tienen programadas visitas periódicas de los voluntarios, para revisar el estado de la zona recuperada y hacer mantenimiento a los 70 árboles sembrados, con el fin de proteger su crecimiento y calidad de vida.