Hocol, es una empresa comprometida en producir energía mediante la sostenibilidad, durante esta semana sostenible, decidieron demostrar su compromiso, trabajando con respeto y protección al entorno, realizando  la liberación de un manatí, el cual fue llamado “Batata” a su hábitat natural, una ciénaga ubicada en el municipio de Mahates, en el departamento de Bolívar, que es un complejo cenagoso de Tupe y Zarzal.

Además, Hocol no solamente se encarga de cuidar a los manatíes y a sus hábitats, sino que también se encarga de la protección de las especies sombrilla junto a sus zonas costeras.

Batata, junto a su especie, son muy fundamentales para el medio ambiente, debido a que mantienen el equilibrio de la vegetación en los lugares que habitan. Agregando que su estado de salud indica cómo se encuentra el bienestar marino.

La Corporación Autónoma Regional del Canal del Dique (CARDIQUE), la Fundación OMACHA operan con Hocol, con la finalidad de inculcar la educación ambiental en la comunidad para así  generar la protección de la  fauna y recursos hídricos de la zona.

Esta actividad también se suma a la liberación de tortugas en el departamento de La Guajira, el día 9 de junio.