En Cartagena se ha generado una polémica por un proyecto que busca actualizar el cobro por aprovechamiento económico del espacio público.

Aunque desde la gerencia de Espacio Público señalan que con ellos lo que se busca es optimizar la explotación de las zonas públicas, desde el colectivo Somos Centro Histórico, lo catalogan como una privatización de espacios de los que ahora se disfruta libremente.

 

¿En qué consiste el proyecto?

Ese colectivo detalla que incluso las Juntas de Acción Comunal, y demás asociaciones comunitarias deberán pagar para realizar sus actividades en su propio espacio público.

“Es decir, que ponen al mismo nivel una jornada comunitaria o la celebración de una tradición, con una actividad económica que busca lucrarse del espacio que es de todos. Entrarían a competir por el espacio público las multinacionales con los vendedores informales, pues no se establece ninguna diferencia de tarifas según las capacidades económicas”, afirma el colectivo en un comunicado de prensa.

Desde la gerencia de Espacio Público respondieron que el proyecto, al que los ciudadanos aún le pueden hacer ajustes, se adelantará de acuerdo con los parámetros nacionales y de la Constitución y que se fijarán los espacios públicos con vocación de aprovechamiento económico.

Contras del proyecto

Para el Colectivo, «la administración distrital lo que menos le interesa son los derechos de los residentes del Centro Histórico, que son los que recomienda la UNESCO para mantener el título de Patrimonio de la Humanidad a Cartagena, y que protege la norma nacional, mucho menos, considera a los vecinos insertarse en las dinámicas económicas con actividades de turismo comunitario, pues el decreto en borrador de la Alcaldía niega esa posibilidad«.

Dese la Alcaldía detallaron que las modalidades de aprovechamiento económico del espacio público serán las siguientes:

Con mobiliario removible, con mobiliario urbano instalado, por parte de vendedor minorista y vendedor permanente o estacionario, instalación de antenas, instalación de campamento de obra y para la realización de eventos, y grabaciones fílmicas”.

Los tiempos para utilizar el espacio público varían de acuerdo a la modalidad a utilizar.

  • Corto plazo: desde 1 día hasta 1 mes.
  • Mediano plazo: hasta 3 años.
  • Largo plazo: desde 4 años hasta 5 años.

 

 

Fuente: W Radio