En una reunión efectuada junto a los rectores de universidades públicas y también privadas, enfocada a encontrar soluciones ante la evidente crisis financiera por la que atraviesa la educación pública y la educación en general, el presidente Iván Duque debatió en compañía de los rectores algunas iniciativas con las que el gobierno pueden disponer para el beneficio de la educación.

Entre lo concretado está que los recursos para la inversión con cargo al presupuesto nacional llegaran a 300 mil millones anuales para las instituciones de educación superior publica sumado a 1.2 billones adicionales para los cuatro años de gobierno.

Además, que a partir del año 2019 el gobierno nacional incorporará los recursos excedentes de cooperativas establecidas en el articulo 142 de la reforma tributaria de 2016 para el fortalecimiento de recursos para funcionamiento e inversión.

Así mismo que durante este periodo de gobierno para funcionamiento de instituciones de educación publicas crecerán en un IPSC más 3 puntos porcentuales en 2019 y en un IPC más cuatro puntos porcentuales en los años 2020, 2021 y 2022.

Por último, que el gobierno nacional trabajará con las universidades e instituciones técnicas profesionales, tecnológicas y universidades publicas en la construcción del plan nacional de desarrollo y buscará mecanismos para dar continuidad en el fortalecimiento de recursos para funcionamiento e inversión.

Este documento quedó resaltado con un llamado del presidente al fortalecimiento de la educación y al planteamiento de más medidas para solventar la crisis. Aun así, este acuerdo a caído mal en sectores importantes de la comunidad estudiantil y de la comunidad educativa en general, al identificar que no se tocan aspectos importantes y de fondo en torno al manejo y destino de estos rubros.

Esto, al considerar que el gobierno nacional debería establecer diálogos directos con estudiantes, profesores y no únicamente con los rectores. Y sentarse a concertar en una mesa amplia los puntos del pliego de peticiones que el movimiento estudiantil y los docentes tienen para negociar.