La banda inicia este 2020 con Montaña azul, una canción inspirada en los cerros orientales de Bogotá.

Montaña azul es un tema que busca crear un momento de introspección y de relajación, no solo mental sino también física con el fin de llegar al espíritu del oyente.

La canción se produjo entre el home estudio del líder de la banda, David González, el estudio de la Academia de Artes Guerrero y el estudio Cuatro Cuartos. La Guitarra, voz, coros maracon, bajo y la programación electrónica estuvo a cargo del Funkdanguero (David González) y Nelson Sarmiento fue el encargado de las congas.

Puedes leer: Santiago Parra vuelve a la música con “Puedo ser”

La grabación del videoclip fue una experiencia bastante orgánica: David y su equipo de trabajo decidieron unir fuerzas y grabar en el cuarto de un apartamento, oscurecieron el lugar y se dejaron guiar por un viaje chamánico, donde la luz, los colores y la simbología geométrica se funden con los sonidos y el baile; resaltando toda la energía que irradia la música de Mama Trip.

“Montaña azul tiene un sonido que invita a la introspección y la conexión con el cuerpo a través de los ritmos y el baile” – David González.

Origen de Montaña azul

El proyecto nació a mediados del 2018, cuando Funkdanguero (David González) empezó a indagar sonoridades y ritmos, para crear un sonido diferente, donde el baile, la energía y lo introspectivo estuviera en un solo lugar.

Bajo la experimentación de los ritmos latinos, el funk y sonidos electrónicos espaciales, Funkdanguero logró el objetivo inicial y a finales de ese año inicia el viaje musical de Mama Trip, reuniéndose los seis músicos a ensayar y grabar las mezclas.

¡No te quedes sin escucharla!