Con el fin de sensibilizar a la comunidad cartagenera, la organización sin ánimo de lucro, Inclusivo Fundación, trabaja en pro a la verdadera inclusión social, educativa y laboral, de personas con discapacidad y cuidadores.

Por eso, en alianza con el SENA, empezó la formación en repostería, manipulación de alimentos y servicio al cliente, a varios jóvenes con habilidades culinarias, con el fin de poner en marcha esta iniciativa emprendedora e innovadora.

De esa unión nació «Pipe´s Cake», un emprendimiento liderado por un joven de la ciudad, quien en apoyo de sus familiares y demás jóvenes de la fundación, realizan productos tales como: paletas cremosas a base de los dulces tradicionales de Cartagena, cupcakes y donas, alimentos que comercializan a través de las redes sociales

Este tipo de actividades alternativas permiten que los jóvenes diagnosticados con diversas condiciones como autismo, síndrome de dawm, discapacidad física como parálisis leve u otras, desarrollen sus habilidades tanto sociales, como de concentración, motricidad, lenguaje, interacción, y contacto visual.

«Hoy como madre cuidadora y líder de la fundación e iniciativa, invito a la comunidad en general, a que le apuesten a la inclusión real, que se permitan vivir una experiencia significativa, probando estos productos de gran calidad, siguiéndonos en redes sociales, pero más aún siendo consientes de lo diversos que somos como seres humanos y es esta misma diversidad la que nos permite avanzar como sociedad», indicó Karen Guardo, gerente de la fundación.