Una crítica situación viven los efectivos desertores de la Guardia Nacional Bolivariana, Policía Nacional Bolivariana, Armada Bolivariana y otros miembros de distintos componentes de las Fuerza Armada Nacional Bolivariana -FANB- que desertaron desde el pasado 23 de febrero cuando se intentó ingresar ayudas por parte del bloque de la oposición.

Los militares desertores habían contado con un albergue otorgado por parte de las autoridades colombianas, pero el día de hoy estos mismos han denunciado que han recibido que de parte del «Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados» -ACNUR- un informe de que a los militares solo le quedaban 4 días de albergue, además de esto la entidad anteriormente mencionada le informó a los militares que les darían 350 mil pesos, una colchoneta, una sábana y un mapa para que se puedan mover por la zona.

Un representante de los militares desertores en Colombia informó que son más de 300 militares que se encontraban en el albergue, puesto que ya casi 100 se han retirado. además dijo que este documento de ACNUR ha causado mucha preocupación ya que la gran mayoría de desertores no cuenta con familiares en Colombia.

Los militares también dijeron que se encuentran incomunicados y piden que Juan Guaidó, a quien reconocen como su presidente, venga a apersonarse, informaron que hasta la fecha han ido 2 diputados opositores a reunirse con ellos pero que no les han dado soluciones.