Según Iván Jaramillo, analista de la Universidad Rosario, a quienes ganen más del mínimo se les debe hacer un ajuste salarial con respecto a la inflación.

De acuerdo con datos del Dane, cerca de 10,2 millones de trabajadores reciben un salario mínimo mensual en el país, lo que representa al 51,1 % del total de trabajadores. La otra porción recibe un sueldo mayor o menor al pactado.

Luego del aumento, la población que recibe mayores ingresos mensuales al monto pactado se pregunta si también son beneficiarios de ese aumento del 10,07% a su sueldo.

Iván Jaramillo aseguró que las empresas no están obligadas a aumentar el monto pactado por Iván Duque a todos sus trabajadores, sino únicamente a quienes ganen el mínimo.

“En Colombia el incremento fijado para el 2022 es aplicable exclusivamente para trabajadores que devenguen un salario mínimo”, dijo Jaramillo.

Quienes ganan más del salario mínimo deberán tener un aumento con respecto al aumento de la inflación o del IPC (índice de precios al consumidor), que, según el analista, se conocerá en las primeras semanas de enero y que varios economistas proyectan que será de un 5,5 % o 5,6 %.