El Aeropuerto de Cartagena ha hecho una campaña contra el Covid 19 que resulta un ejemplo para otros aeropuertos en el país. El martes 28 de julio, una comisión dirigida por Juan Carlos Salazar, el actual director de la Aerocivil visitó al aeropuerto con el propósito de determinar si se estaban cumpliendo las medidas de bioseguridad y si el aeropuerto estaba listo para reiniciar operaciones. En esta visita atendieron funcionarios del Departamento Administrativo de Salud de Cartagena, Dadis, la Interventoría de la Concesión, y por supuesto, directivas de la Sociedad Aeroportuaria de la Costa, SACSA, operadora del aeropuerto.

La idea fue llevar a cabo un recorrido de simulación de cómo será un vuelo nacional en el Rafael Núñez. Previamente el aeropuerto recibió una calificación de 9/10 de la Contraloría en cuanto a medidas de prevención frente al Covid 19 y han realizado numerosas operaciones humanitarias que han servido como el ensayo perfecto de las medidas de seguridad.

“El resultado de la visita es bastante satisfactorio, hemos podido constatar de primera mano como los procedimientos de acceso, el distanciamiento social, las medidas de limpieza, aseo, desinfección, toda la información que busca que los pasajeros que llegan o salen del Aeropuerto lo hagan de forma segura, han sido implementadas y de esta manera podemos decir con tranquilidad que este aeropuerto Rafael Núñez se encuentra preparado para el reinicio de las operaciones y ofrecer los más altos estándares de seguridad. La Aeronáutica Civil ha venido participando con unos inspectores de seguridad aeroportuaria y adicionalmente expertos operacionales para revisar no solo la implementación de los protocolos de bioseguridad, sino también todos los preparativos de seguridad operacional y asegurarnos que el Aeropuerto Rafael Núñez está preparado para el reinicio de operaciones aéreas, domesticas e internacionales”, afirmó Juan Carlos Salazar, Director General de la Aerocivil.

entre las medidas de prevención se encuentra la preparar de los protocolos de reactivación para mantenerlos una vez se reinicien las operaciones, tener en cuenta la protección de los colaboradores que actualmente deben trabajar desde las instalaciones para garantizar el servicio mínimo en operaciones humanitarias, mantener las labores de desinfección, el uso de señalización, medición de temperatura, entre otras, que permitirán brindar seguridad a los usuarios y personal del aeropuerto.