La secretaria de Educación, Olga Acosta Amel, felicitó a todos los estudiantes de las instituciones educativas de Cartagena que lograron altos puntajes en las recientes Pruebas Saber 11 del Icfes y los invitó a que se postulen a la diversidad de becas que ofrece el Gobierno Distrital para acceder a la formación en Educación Superior.

La Secretaria resaltó la labor de los estudiantes de la Institución Educativa Soledad Acosta de Samper. Los tres primeros lugares de este establecimiento educativo fueron para Natali Romero León, quien obtuvo 472 puntos, Wilson David Núñez Barcasnegras, que sacó 406 puntos y Aura Sofía Teherán Aguilar, quien logró 403 puntos en las pasadas pruebas.

Acosta Amel comentó:

“Nuestros estudiantes son más que una prueba, son testimonio de que la escuela pública está viva pese a las dificultades propias que trajo la pandemia. Ya ellos eran unos ganadores por todo lo que hicieron el año anterior con sus clases remotas y educación en casa. Estos resultados demuestran que el equipo escuela-familia es esencial para el proceso de formación de nuestros chicos y chicas”.

Acosta Amel recordó que este lunes 18 se abrieron las becas Bicentenario, que cubren 100% del valor de los estudios superiores de los estudiantes egresados de las instituciones educativas oficiales. Esta convocatoria cierra el próximo 24 de enero en la plataforma del Icetex.

La Secretaria de Educación comentó:

“Adicional a eso, también estaremos otorgando 30 Becas a la Excelencia. En esta, los rectores postulan los tres mejores puntajes de cada institución. También lanzaremos este año las becas a la diversidad, enfocada en los mejores estudiantes de nuestra área rural, islas, en condición de discapacidad, comunidades étnicas, afrocolombianas, entre otras”

¿Cómo lo lograron?

Natali Romero León, de la Institución Educativa Soledad Acosta de Samper, explica cómo logró un puntaje de 472 en las Pruebas Saber 11. Para ella, la clave fue tener una rutina de estudio permanente enfocada en un resultado de excelencia y en el acompañamiento de sus profesores.

Romero León comentó:

“El 2020 fue muy difícil para todos los estudiantes porque nos tocó cambiar la manera como veníamos estudiando. Sin embargo, ese no fue obstáculo para leer mucho, estudiar todo el material disponible para sacar una buena prueba y combinar todas estas actividades con las propias de la escuela. En este punto nos ayudaron mucho los profesores que alinearon sus clases para que todos sus temas se pudieran trabajar en la misma lógica de la prueba”,

Natali Romero aconseja a quienes presentarán la prueba este año que estudien mucho, se pongan una meta y que se esfuercen al máximo para que vean los buenos resultados. “Me encanta el lenguaje audiovisual y quiero estudiar Comunicación Social. Ya empecé los trámites para solicitar becas”, dijo.

Wilson David Núñez Barcasnegras, también de la I.E. Soledad Acosta, obtuvo 406 puntos. Su historia es un ejemplo de superación. Cuenta:

“En el primer simulacro que hizo el colegio saqué 240, mientras mis compañeros sacaron 340 en adelante. Me deprimí mucho, pero gracias a mi amigo Samuel Tobío (sacó 398), quien me dijo que no me desilusionara, que el verdadero puntaje era el día de la prueba real, y que estudiáramos en equipo”

Fue así como Wilson y su amigo establecieron un plan de estudios para ganar las pruebas. Estudiaban todos los días sin falta, de 7 a.m. a 8 p.m. También les ayudaron muchos sus profesores y un programa de la institución donde los egresados les explicaban todas las estrategias de estudio que utilizaron para sacar buenos puntajes.

Aura Sofía Teherán Aguilar obtuvo un puntaje de 403 en la Saber 11. También es egresada de la Institución Educativa Soledad Acosta. Ella explica que desde grado 10 comenzó a prepararse para las Saber 11. Asegura que eso le sirvió muchísimo, porque luego se vino la pandemia. Comenta:

“Este fue un trabajo en equipo con nuestros profesores y compañeros de estudio. Siempre nos concentramos en el futuro, aquí nos ayudó muchísimo el proyecto del colegio que se llama ‘Todos a la Universidad’, donde nos fijamos ese objetivo. Hicimos pre-Icfes todos los sábados y por asignatura dedicamos una hora diaria enfocados en el Icfes. Hicimos un grupo de estudio por WhatsApp abierto a todos y reuniones por Meet y Zoom”

La estudiante asegura que lo más importante es creer en sí mismo, no rendirse nunca y llegar muy tranquilos y descansados a hacer el examen de Estado. Ahora voy a estudiar medicina, ya me presenté en la Universidad Nacional y en la Universidad de Cartagena”, comentó.