Desde abril, la jueza penal que lleva el caso citó a las partes a la audiencia en donde el fiscal Jaime explicaría el porqué de su decisión.

Tres meses han pasado desde que le jueza penal 28 suspendió la audiencia en la que el fiscal Jaimes, encargado de la investigación del expresidente Uribe, sustentaría las razones por la cual pediría preclusión para el investigado. Hoy nuevamente han sido citados las partes a una audiencia, en donde el fiscal leerá la solicitud de preclusión, cabe resaltar, que durante el tiempo que se suspendió la primera audiencia, el fiscal Gabriel Jaime recopilo más evidencia que usará para sustentar su decisión, así mismo, el expediente ya se encuentra en las manos de la Corte Constitucional.

El expresidente Álvaro Uribe es investigado por fraude procesal y soborno en actuación penal, así lo estableció la Corte Suprema luego de que, a través de su ex abogado Diego Cárdenas habría presionado a testigos para que cambiaran lo que han dicho sobre posibles nexos con políticos del departamento de Antioquia con paramilitares.

De lo que se conoce sobre el presunto caso de manipulación de testigo, que es por lo que busca procesar a Uribe, el excongresista, Álvaro Hernán Prada, fue imputado por la Sala de Instrucción de la Corte suprema por presionar al testigo Juan Guillermo Monsalve a través de un escolta. Monsalve es la persona que asegura que Álvaro Uribe participó de la conformación del bloque Metro de las autodefensas.

En las últimas horas, se conoció que el abogado de un sacerdote desaparecido pidió y entuteló a la jueza del caso para que fuese reconocido como víctima en el proceso que es adelantado contra Uribe. Esta acción hizo que la audiencia de este jueves se retrasara hasta que el Tribunal Resuelva la tutela interpuesta por Luis Alfredo Castro Barón, quien es el abogado del desaparecido sacerdote Jesús Barahona Castro en el 96.