El Ministerio de Salud dio a conocer el protocolo de bioseguridad para el manejo y control del riesgo del COVID-19 para el sector de la construcción y que debe ser tenido en cuenta por empresas y trabajadores según la resolución 682 de 2020.

Empresas:

• Informar a sus trabajadores sobre los síntomas asociados al COVID-19.
• Suministrar tapabocas, guantes de látex y demás elementos de protección a los trabajadores.
• Establecer jornadas de desinfección periódicas en áreas y elementos de trabajo.
• Reglas para permitir el distanciamiento físico de 2 metros entre trabajadores.
• Restringir a más de un trabajador en los vehículos operativos.
• Disponer de agua y jabón líquido para el lavado de manos antes y después de cada actividad.
• Lavado y desinfección a diario de los elementos de dotación (overoles, botas, cascos, protección auditiva y visual y guantes – carnaza o PVC).
• Generar contenidos informativos sobre las medidas de prevención y autocuidado frente al COVID-19.
• Informar a los colaboradores cuando se presenten casos sospechosos.
• Definir el flujo de información en caso de que un trabajador deba reportar síntomas.
• Definir una estrategia para la reducción del transporte público entre los trabajadores.
• Los líderes de la obra deben informar de cualquier trabajador que presente síntomas respiratorios, evitar reuniones innecesarias, definir turnos para disminuir la interacción social y establecer grupos de trabajo de obra.
• La obra tendrá un inspector responsable de vigilar el cumplimiento de todas las medidas de prevención durante el trabajo.
• Dentro de la obra se debe definir un espacio para aislar y cuidar la salud de quienes puedan presentar alguna sintomatología. Este lugar debe ser atendido por el personal de la brigada de emergencias.

Los trabajadores:

• Al ingreso de las obras les verificarán síntomas relacionados con enfermedad respiratoria y posibles contactos con personas confirmadas con COVID-19.
• Se les tomará la temperatura, y los casos que reporten más de 38° deben ser reportados al director de la obra.
• A los trabajadores se les debe disminuir la necesidad de manipulación múltiple de documentos como carnés, como también de lectores de huella para el ingreso.
• Durante la jornada deben tener distanciamiento de 2 metros, tanto en las labores, como a la hora de almuerzo y refrigerio, y promover el no compartir elementos personales como (tenedores, cucharas, platos, vasos).
• Al regreso a los hogares, los trabajadores deben cumplir las medidas de desinfección de zapatos, lavado de manos y evitar contacto con la familia hasta no cambiarse de ropa. Como también usar tapabocas uso en el transporte público.