Con el fin de cambiar la forma de hacer política en Bolívar y Cartagena, el movimiento «¡Fuera Malandrines!» busca vincular mujeres que protagonicen candidaturas frente a la Cámara de Representantes.

La estrategia política del movimiento, como plataforma electoral, pretende presentar ante partidos godos y liberales cuestiones a los que no están habituados a tratar.

Los representantes de Fuera Malandrines irán por firmas y la lista será abierta. Y no solo la conformación de la lista es novedosa, también la estrategia para financiar la campaña de sus candidatas.

«El brazo financiero del movimiento es nuestro pueblo cartagenero. (…) El dinero no lo estamos necesitando, estamos necesitando los oídos de los cartageneros», dijo a El Bolivarense Abraham Dau.

Esta búsqueda del poder es un asunto metódico. La decisión fue dada a conocer el martes 26 de octubre cuando “!Fuera Malandrines!” anunció la hora y lugar, y el jueves 28 de octubre se celebró la rueda de prensa necesaria. Lidy Ramírez, María Alejandra Benítez y Cindy Flórez, las candidatas, y Abraham Dau, hijo de William Dau, vocero del movimiento, lideraron la conferencia de prensa.

El esquema general de la metamorfosis de Lidy Ramírez se ha dado a conocer por ser una ex activista que ayudó en la recolección de firmas para Gustavo Petro en 2018, se movía mientras fijaba su mirada en el Concejo.

A medida que Ramírez ascendía en su liderazgo desde las comunidades, también aprendió el arte del compromiso que comenzó a preocupar a algunos de sus críticos cuando era asesora anticorrupción de Dau en el inicio de su mandato.

Políticamente, María Alejandra Benítez viene de respaldar la precandidatura de Camilo Romero por el movimiento ciudadano #Sumemos. Por su parte, Cindy Flórez no tiene un pasado en la arena política.

La carrera contra el tiempo arrancó y el futuro jurídico del movimiento es incierto hasta ahora.