La Fiscalía capturó al coronel en retiro, Juan Manuel Ordóñez, quien supuestamente habría hecho uso de las tropas del ejercito para brindar seguridad privada a terceros.

Los hechos tomarían lugar entre el 30 de diciembre de 2016 y el 14 junio de 2017, cuando el coronel colocaba a sus subordinados a realizar vigilancia en yacimientos de dos empresas mineras en Puerto Libertador, Córdoba.

El acuerdo se hizo a espaldas del Ministerio de Defensa y Ordoñez no poseía la capacidad para realizar tal tipo de acuerdos. Además, el coronel habría recibido $7 millones por el servicio ilegal.

Así la Fiscalía imputo a Ordoñez por los delitos de: concierto para delinquir, cohecho propio, peculado por uso, falsedad material en documento público y administración desleal.